Impresionante nueva fotografía de Júpiter y su gran mancha roja

La nave espacial Juno de la NASA capturó una impactante vista de la Gran Mancha Roja de Júpiter y el turbulento hemisferio sur al realizar un pase cercano al planeta gigante de gas.

La agencia espacial ha denominado a esta impresionante fotografía del planeta “Canica de Júpiter“, una referencia a la imagen del planeta Tierra llamada “Canica azul”, que fue tomada el 7 de diciembre de 1972 por la tripulación de la nave espacial Apolo 17.

NASA/JPL-Caltech/SwRI/MSSS/Kevin M. Gill

La imagen de Júpiter ofrece una excelente vista de la Gran Mancha Roja del planeta, una región de alta presión persistente en la atmósfera del mismo que produce una tormenta anticiclónica, la más grande del Sistema Solar. Se encuentra a 22 grados al sur del ecuador del planeta.

La imagen también captura una vista de las tormentas del hemisferio sur de Júpiter.

Juno tomó las tres imágenes utilizadas para producir esta vista de color mejorado el 12 de febrero de 2019, entre las 9:59 a.m. PST (12:59 p.m. EST) y las 10:39 p.m. PST (1:39 p.m. EST), mientras la nave espacial realizaba su 17º pase de ciencia de Júpiter, dijo la NASA.

En el momento en que se tomaron las imágenes, la nave espacial se encontraba entre 26.900 kilómetros y 95.400 kilómetros por encima de las cimas de las nubes de Júpiter, por encima de una latitud sur que abarca desde aproximadamente 40 a 74 grados.

El ciudadano científico Kevin M. Gill usó datos del generador de imágenes JunoCam de la nave espacial para producir esta imagen. La NASA pone a disposición del público las imágenes en bruto de la JunoCam para su procesamiento.

Nuevos videos restaurados sobre pruebas de bombas nucleares en Nevada

Más videos se van desclasificando y a la vez, restaurando y obtenemos videoclips de las pruebas de bombas realizadas en Nevada durante 1953 y nos brindan una visión de la aterradora fuerza de la explosión de una bomba nuclear y podemos verlo bien de cerca y en alta definición.

Atomcentral, un canal de YouTube compartió imágenes de la serie de pruebas nucleares Upshot-Knothole, propiedad de la Administración Federal de Defensa Civil de USA, que muestra el estallido de una bomba Grable de 15 kilotones que derrite y quita la pintura de los automóviles en primera instancia para luego ser destruidos por completo por la onda expansiva.

Las pruebas se llevaron a cabo en el sitio de pruebas de Nevada del Departamento de Energía de los EE. UU. En el sureste del condado de Nye del 17 de marzo al 4 de junio de 1953, de acuerdo a con el Daily Mail.

Los clips muestran el momento en que la explosión de calor de las bombas derrite la pintura de dos sedanes clásicos y un autobús, y otro clip muestra una tienda de campaña estallando en llamas antes de ser borrada.

De acuerdo con el New York Times, la serie de pruebas nucleares Upshot-Knothole incluyó varias explosiones “sucias” que llegaron a enviar desechos radioactivos a pueblos cercanos que se encontraban con viento a favor. Entre mayo y julio de 1953, murieron miles de ovejas, aproximadamente el 25 por ciento de los rebaños en el sur de Utah y Nevada. Sin embargo, la Comisión de Energía Atómica (A.E.C.) emitió un comunicado de prensa en el que atribuye las muertes a “un clima frío sin precedentes“.

Entre 1951 y 1992, los EE. UU. Realizaron 928 pruebas nucleares atmosféricas y subterráneas en Nevada, 100 de las cuales fueron atmosféricas y, por lo tanto, tienen más probabilidades de propagar la radiación a áreas cercanas.

Mil millones de impactos en la luna en tan solo un minuto

Nuestra luna puede parecer un poco aburrida a simple vista, con su superficie monocromática y manchas borrosas que revelan poco desde lejos, pero su paisaje no tiene nada de particular. Todos hemos visto fotos en alta resolución de la Luna y hemos visto sus innumerables cráteres congelados en el tiempo, preguntándonos de dónde vienen y cuánto tiempo han estado allí.

Utilizando datos de investigaciones recientes que revelan la edad aproximada de más de 100 de los muchos sitios de impacto de la Luna, System Sounds creó un fantástico video con la técnica time-lapse, que condensa más de mil millones de años de impactos de la Luna en una breve pero sorprendente animación.

El video comienza su cuenta atrás hace más de 1.300 millones de años mostrando los sitios de impacto lunar que aparecen en toda la superficie de la Luna. Junto con el efecto de rotación de la luna y los cráteres coloridos que van apareciendo a medida que avanza el video, se han asignado sonidos a cada impacto según su tamaño. Cuanto mayor es el impacto, más profunda es la nota musical asociada con él.

Sin sistemas climáticos o grandes cantidades de agua líquida en su superficie, la Luna proporciona condiciones ideales para que los cráteres de impacto permanezcan visibles durante cientos de millones o incluso miles de millones de años. En la Tierra, los sitios de impacto más pequeños se borran de manera relativamente rápida, con solo los cráteres más grandes siendo los únicos que aún permanecen a la vista. Determinar cuándo estuvo la luna bajo el bombardeo de rocas espaciales puede ayudar a los científicos a producir una línea de tiempo similar para la Tierra, incluso sin encontrar o contar los cráteres aquí en nuestro planeta.

El reproductor de películas que reproduce un cuadro por segundo

Como si tuviéramos pocas opciones para matar el tiempo, viene y aparece el “El reproductor de películas más lento” o “The Very Slow Movie Player” es un dispositivo que convierte una película en un fondo de pantalla avanzando la imagen un segundo por hora, el resultado es un cuadro viviente que nos muestra algo totalmente nuevo cada vez.

La idea se le ocurrió al diseñador e ingeniero Bryan Boyer durante uno de esos momentos en que todos estamos “sentados en casa pensando en formas de celebrar la lentitud”

¿Se puede consumir una película a la velocidad de leer un libro?“, Se preguntó a sí mismo, lentamente. “Disminuir la velocidad a una medida extrema da espacio para la apreciación de un objeto… pero la duración prolongada también comienza a cambiar la relación entre el objeto, el espectador y el contexto. Una película vista a 1/600 de la velocidad original no es una película muy lenta, es una especie de reloj borroso. Un Reproductor de películas muy lento (VSMP) no te dice la hora; Te ayuda a verte contra la mancha del tiempo “.

El Reproductor cuenta con una pantalla de papel electrónico conectada a una Raspberry Pi a la cual le cargamos una película, luego procesa y muestra un fotograma a la vez actualizando la pantalla con uno nuevo cada dos minutos y medio.

El Reproductor cuenta con una pantalla de papel electrónico conectada a una Raspberry Pi que se encarga de cargar una película, procesa y muestra un fotograma a la vez actualizando la pantalla con una nueva cada dos minutos y medio.

Esto suma 24 cuadros por hora en comparación con los 24 cuadros por segundo habituales: 3,600 veces más lento que lo que se ve normalmente y produce un (quizás) cuadro de 7 u 8,000 horas que ve en el transcurso de un año aproximadamente. .

Esto es similar al trabajo de Bill Viola, cuyos retratos en cámara super lenta son igualmente imposibles de ver de principio a fin (a menos que seas muy, muy paciente) y, por lo tanto, existe en una especie de limbo entre la imagen en movimiento y la imagen fija. .

La imagen en sí misma deja algo que desear, por supuesto: el papel electrónico tiene esencialmente una profundidad de color de 1 bit: blanco y negro. Por lo tanto, las sutilezas de color que se pueden ver en cualquier película, en color o no, se perderán en el tramado.

La forma en que lo hace ayuda a resaltar los contrastes y las zonas de una escena. Si queremos apreciarlo como un proceso, como una relación con el tiempo, como un objeto y una imagen que existe en el contexto del resto del mundo y de tu vida … para eso, tenemos este reproductor de películas muy lento.

Música creada a partir de movimiento e inteligencia artificial

La inteligencia artificial ya se encuentra en todas partes, y algo inevitable es que llegara a las artes. Yamaha publicó un nuevo tipo de tecnología de inteligencia artificial que traduce los movimientos del reconocido bailarín Kaiji Moriyama en notas musicales que son interpretadas automáticamente en un piano, algo así como “una forma de expresión que fusiona los movimientos corporales y la música“, dijo la compañía, esta lo puso a prueba durante un concierto en Tokio titulado Mai Hi Ten Yu, bailando y “tocando” el piano con su cuerpo acompañado por la Orquesta Filarmónica de Berlín, Scharoun Ensemble.

El sistema de Yamaha asegura que el bailarín produzca música que tenga sentido en lugar de solo notas al azar. Moriyama llevaba cuatro tipos de sensores en su espalda, muñecas y pies que traducían sus movimientos a datos, así la IA crea instantáneamente melodías basadas en una base de datos de música MIDI, estos luego se envían a un piano Yamaha Disklavier, en este caso un CFX concert grand de más de 150,000 dólares.

Aunque Moriyama estaba en gran medida a cargo del ritmo, el experimento plantea la cuestión sobre cuánto fue el realmente responsable de la música. Sin embargo, en el video que acompaña a esta entrada, el bailarín explica que tuvo mucho más que ver con todo de lo que podemos pensar. La música fue cambiando a medida que él se balanceaba lo que le permitió crear efectivamente diferentes melodías usando todo su cuerpo.

Si los movimientos del cuerpo se afinan lo suficiente para la IA, entonces es fácil ver cómo un bailarín puede obtener un control bastante granular de los acordes y las notas. Viéndolo de esa manera, la afirmación de Yamaha de que “esta actuación representa un progreso constante en la búsqueda de nuevas formas de expresión artística” es bastante acertada.